GeneralMercado de divisas

EURUSD (29 septiembre)

Qué ha ocurrido con el EURUSD en las últimas tres semanas?

Pues que se ha depreciado un poco y se ha movido mucho. Es decir que desde los 1,41 dólares por euro al que cotizaba el par EURUSD en mi última actualización (10/09/2008), hoy cotiza por el entorno de 1,44, pero la volatilidad ha sido bastante alta.

El 11 y 12 de septiembre vimos cotizar al “par” por debajo de 1,40 dólares por euro y desde el 12 hasta el 23 de septiembre el “euro” recuperó bastante terreno hasta llegar a cotizar a casi 1,49 dólares.

Por qué se recuperó tanto en tan poco tiempo? Las razones como siempre pueden ser muchas. Además lo que pueda decir yo, se puede ajustar a la realidad o no, ya que todos debemos saber que “a toro pasado” es muy fácil decir qué ha ocurrido. Lo difícil es “adivinar” el futuro y acertar en tu inversión. Puedes fallar en el análisis, pero si aciertas en la dirección, al final es lo que importa. Permitirme hacer un “simil” futbolístico. Es como si aciertas en la “quiniela” un partido de futbol. Has podido pensar que un equipo ganaba a otro por una razón o por lo que quieras, pero al final ha podido ganar por otra razón. El caso es que tu si has apostado a que gana, has acertado en tu inversión. Con todo esto, a lo que voy es que hacer un análisis del pasado es mucho más fácil porque ya sabes el resultado. Además “acertar” lo que va a hacer un “activo” en los mercados financieros puede ser también fácil, ya que sólo hay 3 alternativas: que suba, que baje o que se mantenga.

Lo cruel de todo esto es que sin analizar nada puedes acertar o no, pero no “pierdes” el tiempo con extensos análisis los cuales pueden ser erróneos y además te pueden llevar a perder dinero.

De ahí, que la precaución debe ser siempre la nota predominante en nuestras inversiones. Riesgos hay que tomar, pero cuanto más controlados estén, mejor, ya que nunca estarán del todo controlados.

Y tras este “rollo”, voy a “perder” algo de tiempo analizando el pasado y viendo qué puede ocurrir en el futuro.

Retomando entonces la evolución del EURUSD, vimos como desde el 12 de septiembre hasta el 23, el par ganó 9 “figuras”, es decir el euro se revalorizó bastante. La situación financiera en EEUU iba dando cada vez más miedo y el ya famoso “plan de rescate” además de suponer una cantidad elevadísima, la cual ampliará el ya elevado déficit presupuestario estadounidense, no se aprobaba. Los datos macroeconómicos aunque siempre son relevantes, parece que se han dejado en un segundo plano. Nos estamos jugando mucho, y lo primero es ver cómo afrontar el futuro y ver si tenemos tiempo para arreglar este desaguisado en el que nos encontramos. El protagonismo se centró casi exclusivamente en el “plan de rescate” de los EEUU. Así que entre la incertidumbre sobre si se aprobaba el plan, sobre si será suficiente para salvar a la economía de EEUU y sobre las consecuencias que podrá tener a futuro sobre el déficit, el dólar perdía fuerza respecto al euro.

Qué ha ocurrido después? El dólar ha vuelto a recuperar terreno ya que la situación bancaria en Europa también es muy delicada. Quiebras, suspensiones de pagos o adquisiciones para salvar a entidades financieras han empezado a ser la nota predominante también en Europa. Además, la “ausencia” del BCE en todo el proceso de aprobación del plan en EEUU, el no mostrarse como “protagonista” en esta crisis y limitar su actuación a inyectar liquidez en el sistema, han perjudicado a la cotización del euro.

Una muestra de que la situación financiera en Europa está muy “tensa” es la cotización de “euribor” (dinero al que se prestan dinero los bancos) el cual ha tocado en la semana pasada varias veces máximos históricos, principalmente por la desconfianza de los bancos entre ellos. (Dejo aquí dos blogs en el que se ve la evolución del euribor: http://www.rankia.com/blog/euribor/; http://www.euribor.com.es/) La diferencia entre el tipo oficial del dinero en Europa, situado en el 4,25% y la cotización del euribor (por el entorno del 5,40%) es excesivamente alta, pero ahí está.

En definitiva y por no extenderme mucho más, al ver la cotización del EURUSD tenemos que poner en una balanza la situación económico-financiera en Europa y en EEUU. Los datos macro no nos dicen nada nuevo a lo que sabíamos hace 20 días. Todo sigue mal y la recuperación de las economías no está ni mucho menos cerca. Creo que Europa a corto plazo va a sufrir más que EEUU y el mercado parece que por ahora sigue con este pensamiento. El petróleo sigue por el entorno de los 100 dólares. La volatilidad en este activo sigue siendo muy elevada pero no creo que volvamos a ver al petróleo cotizando a casi 150 dólares como lo vimos en julio, lo cual, si ocurriera, perjudicaría al dólar.

 

Los tipos de interés favorecerían al euro al estar los de la zona euro en un 4,25% y los de EEUU en un 2%. Pero la evolución a futuro no está muy clara dadas las condiciones del mercado, es decir, que no se sabe muy bien cuáles van a ser los siguientes movimientos de los dos Bancos Centrales. Lo que sí se podría vislumbrar, es que si bajaran los tipos de interés, lo harían en mayor medida los de Europa.

Por lo tanto, sigo del lado del dólar. Han ocurrido muchas cosas (además de las que he expuesto) en estas últimas tres semanas y para digerirlas necesitamos tiempo. El plan de rescate ni mucho menos va a ser el salvador de la economía estadounidense pero si finalmente se aprueba, falta ponerlo en “negro sobre blanco”, se va a reducir la incertidumbre, lo cual es lo que necesitamos para empezar a salir de esta crisis. Es cierto que este famoso “plan” va a presionar mucho por el lado del déficit en EEUU, pero es que si comparamos la situación macro de EEUU con la de Europa, no sabría ahora con cual de ellas quedarme.

Y vuelvo a decir lo mismo. La volatilidad va seguir reinando en este mercado y en todos en general, por lo tanto demos margen y tiempo para realizar movimientos. Si la situación macroeconómica cambia a la vez a mejor en Europa y a peor en EEUU, si el petróleo se va de nuevo por el entorno de 140 dólares y si la cotización del EURUSD pasa de 1,52 donde se sitúa la media de 200 sesiones (factor técnico muy importante), neutralizaría mi posición abierta a favor del dólar a 1,5640 y me situaría “neutro”, es decir ni a favor del euro ni a favor del dólar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *